.

¿Quieres saber de qué va esto? Va sobre ti. Esto es lo que vienes a buscar

 
LA VERDAD DE SER INVULNERABLE

LA VERDAD DE SER INVULNERABLE

LA VERDAD DE SER INVULNERABLE

La palabra personalidad procede de pessoa, del latín, que significa máscara. Nuestra personalidad es como una máscara que usamos para mostrarnos ante los demás. La máscara nos sirve para protegernos, para cuidarnos, para tratar de mostrarnos invulnerables y que así nadie nos quiera atacar. ¿Hasta qué punto eres la máscara? ¿A qué te lleva querer ser invulnerable? ¿Realmente lo eres? Más allá de las máscaras existe un ser que sí es invulnerable: invulnerable para crecer y desarrollarse. Invulnerable para ser. Invulnerable para reconocer su propia vulnerabilidad.

Si estás aquí es porque te interesa tu desarrollo personal o profesional. Quieres resolver una pregunta. Quieres averiguar cómo conseguir algo que todavía se te resiste. La paradoja, es que tu auténtico desarrollo personal o profesional no va a comenzar cuando alguien te responda a esas preguntas, sino cuando tú contestes las preguntas que te hagan.

Hoy tengo una pregunta que hacerte: ¿de qué forma te proteges ante los demás?

Tu respuesta es clave para conseguir un auténtico desarrollo personal o profesional.

Con casi todas las personas que he acompañado en estos años en procesos de Coaching para conseguir un desarrollo personal y profesional, se ha terminado por trabajar con esa pregunta. ¿Cómo tratas de mostrarte ante los demás? ¿Te proteges para mostrarte como alguien invulnerable? ¿Qué imagen personal quieres proyectar? ¿Para conseguir qué objetivos? En el caso de que lo que te interese sea tu desarrollo personal: ¿a qué te lleva mostrarte como un profesional invulnerable y sin debilidades?

Por eso he considerado importante que hoy tú te enfrentes a esa parte de ti.

Porque este tema es demasiado común y  se repite mucho como para obviarlo.

He querido traerte hoy un artículo muy diferente, centrado al 100% en tu desarrollo personal.

Hoy serás tú quien conteste a esas preguntas. Vamos a por ello!

Cuando enmascaramos nuestra personalidad se crea un mundo ilusorio de expectativas y protecciones. ¿Quién eres de verdad?

Click to Tweet

Una de las creencias más típicas cuando una persona está en un momento de cambio en su vida, es "debo protegerme para así no mostrarme vulnerable". Esta creencia es muy común, tanto para personas que vive con ciertos bloqueos personales como para quien quiere desarrollarse en un sentido profesional y tiene miedo de perder posibilidades. Esta creencia se construye a lo largo de toda nuestra vida y actúa de forma contagiosa, como un virus. Pensamos que mostrarnos tal y como somos, con todas nuestras áreas de mejora, es un signo de vulnerabilidad... y por lo tanto, los demás nos atacarán y se aprovecharán de nosotros. ¿A qué te lleva esa creencia?

Cuando enmascaramos nuestra personalidad se crea un mundo ilusorio de expectativas y protecciones

La respuesta es fácil: te lleva a no actuar, además de a enmascarar tu personalidad.

Recuerda esta ley de vida tan universal: "lo que te ocurre (resultados) depende de tus acciones, y tus acciones dependen de tu estado actual (sistema de creencias, gestión de emociones, actitudes, confianza en ti, valores, etc.)".

Cuando enmascaramos nuestra personalidad, a causa de querer esconder esa supuesta vulnerabilidad, lo que ocurre es que los demás no nos conocen. Nuestras relaciones, así, son ficticias, equívocas, los demás esperan de nosotros acciones que no van a llegar y viceversa. Se crean un mundo ilusorio de expectativas y protecciones que finalmente no nos ofrece buenos resultados. En la vida profesional también ocurre así: cancelamos acuerdos, no nos comprometemos, no conseguimos nuestros objetivos... todo a consecuencia de no mostrar nuestros auténticos talentos y áreas de mejora y ponerlas en juego. ¿Cómo pudiera esto ser diferente?

Somos seres emotivos y sensibles. Exponer nuestras áreas de mejora es un hecho positivo, ya que nos ayuda a enfrentarnos a ellas, a posicionarnos con respecto a lo que queremos mejorar y entrenar

En primer lugar, reflexiona sobre lo que significa ser vulnerable.

Todos los seres humanos somos vulnerables en algún sentido. Somos seres emotivos y sensibles. Exponer nuestras áreas de mejora es un hecho positivo, ya que nos ayuda a enfrentarnos a ellas, a posicionarnos con respecto a lo que queremos mejorar y entrenar, además de que hacemos conscientes a los demás de cuáles son los compromisos y/o tareas que realmente podemos acometer aquí y ahora (en un sentido personal, social, familiar o profesional). En algunas ocasiones sufrimos desenlaces personales o profesionales que nos hieren y llevan a querer protegernos demasiado... Entonces, esta creencia de vulnerabilidad se vuelve disfuncional. Somos seres vulnerables y es positivo que esto ocurra. ¿Es posible ser invulnerable?

Sí, es posible ser "casi" invulnerable... ¿Cómo? Potenciando nuestra persona y talentos, mejorando la gestión de nuestras emociones, aumentando nuestra auto estima y sabiendo gestionar de forma independiente nuestro estado de ánimo. Si nos desarrollamos como seres que cuentan con un gran potencial, seremos más resistentes a los desenlaces dolorosos y nos recuperaremos antes. De cierta forma, podríamos decir que mostrarnos tal y como somos, realmente nos hace invulnerables... ya que gracias a esto, podemos progresar a un ritmo mucho mayor.

¿Qué conseguimos con todo esto? Aprender, desarrollarnos, crecer, despertar nuestro potencial. ¿Y a través de qué creencia lo hemos conseguido? A través de pensar que ser como somos realmente nos hace invulnerables. Curioso, ¿verdad? Es la creencia contraria de la que leíste al principio del artículo. Por supuesto, todo esto se consigue con un gran trabajo personal, donde cada persona tiene un área de mejora específica (gestión emocional, auto estima, comunicación, etc.).

¿Te atreves a dar el paso hacia la invulnerabilidad de ser tú mismo? Sí, con todas tus áreas de mejora y dificultades, eres invulnerable.

Aquí te cuento qué fue ese “algo diferente” que a mí me llevó a mi mayor desarrollo personal y profesional.

¿QUIERES COMENZAR UNIÉNDOTE AL CLUB DE EMPODERAMIENTO?

  • Formas parte de la newsletter y recibirás por email articulos y novedades podrás recibir por e-mail nuestros artículos y novedades.
  • Tendrás acceso a los cursos gratuitos de desarrollo personal y profesional.
  • Contarás con promociones únicas que no aparecen ni en la web ni en redes sociales
  • Podrás hacer las consultas que desees para conseguir el crecimiento que te mereces

Y lo mejor: es gratis.

Suscríbete y comienza un viaje de empoderamiento personal.

En definitiva, ya no tendrás más soledad. Y tu desarrollo personal o profesional, podrá comenzar al fin.

Gracias por estar ahí,

Rubén

About Rubén Camacho

Un coach cuyo principal sueño es acompañarte a ti a conseguir los tuyos. He trabajado con clientes de 5 países (España, Argentina, Ecuador, Chile y México). Me encanta viajar y llegar cada vez a más personas. "Empoderamiento humano" es mi forma de llegar a la gente valiente que se interesa por su auténtico desarrollo personal y profesional. Estoy para acompañarte... pero el protagonista eres tú.

Leave a Reply

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies